Cuando Better Call Saul llegó a la pantalla chica (a través de AMC y Netflix), los seguidores más fieles de Breaking Bad no tardaron en encontrar diferentes easter eggs que los creadores del spin-off protagonizado por Bob Odenkirk dejaron en cada uno de sus episodios. Algunos más evidentes que otros, muchas veces estuvieron apoyados en objetos que aparecían en el spin-off pero que se habían visto antes. Otras tantas, tenían que ver con personajes que se repetían en ambas series.

Pero la conexión entre Breaking Bad y Better Call Saul fue todavía más a fondo. Es que hay dos personajes que tienen entre sí una conexión, un vínculo que se expresa a través de diálogos prácticamente calcados entre sí que tienen que ver con las motivaciones que tiene para realizar sus acciones a lo largo de Breaking Bad y Better Call Saul, respectivamente. ¿Sabes de quiénes estamos hablando?

Se trata de Kim Wexler y el mismísimo Walter White, que por más distintos que parezcan en un primer análisis tienen mucho en común. Tanto el personaje de Rhea Seehorn como el que encarna Bryan Cranston tienen explicaciones muy sencillas para hacer lo que hacen; ya sea defender personas en la corte  y seguir a Saul Goodman en los más insólitos planes, o simplemente cocinar metanfetaminas para meterse en el mundo del narcotráfico.

En diferentes momentos de ambas series se puede ver que tanto Kim Wexler como Walter White son consultados en torno a por qué hacen las cosas que hacen. Ambos responden que lo hacen porque les “gusta” y porque son “buenos” haciéndolo. Mientras Kim lo dice en presente, a Walter lo vemos decirlo en pasado ya que esa reflexión llega en plena caída del imperio de Heisenberg, hacia el final de Breaking Bad.

+Cuántos episodios tendrá el final de Better Call Saul

Desde el 12 de julio, Better Call Saul comenzará a despedirse definitivamente de los espectadores con la segunda parte de la sexta entrega del show. Del mismo modo que con Breaking Bad, la última entrega se dividió en dos partes. Mientras la primera tuvo un total de siete episodios (con estreno doble en la primera semana), el final estará compuesto por tan solo seis capítulos.