Desde que Harry Styles lanzó Watermelon Sugar en 2019, el hit no ha dejado de sonar en cada rincón. Como parte de Fine Line, su segundo álbum de estudio, el cantante británico propuso esta canción como uno de los sencillos promocionales. No quedan dudas de que ha conseguido su objetivo: acumula millones de reproducciones y fue halagada por la crítica. Pero... ¿Qué hay del significado detrás de esta canción?

A partir de este tema musical, la carrera de Harry Styles como solista ha alcanzado nuevos récords y le ha permitido incluso publicar un tercer álbum titulado Harry’s House. En su último material discográfico, ha incluido nuevas -y pegadizas- canciones como As It Was, Music for a Sushi Restaurant o Late Night Talking. No obstante, aún hay personas que se preguntan de qué habla exactamente Watermelon Sugar y cómo ha conseguido ser un éxito.

En una entrevista con Tiny Desk, el flamante actor explicó cómo se siente cuando el público intenta desentrañar la historia detrás de cada single. “No acostumbro a explicar mucho las canciones porque pienso que es importante que la gente les dé el significado que quieran”, remarcó en ese entonces. Y añadió: “Hay temas que me encantaron hasta que descubrí de qué trataban y pensé: ‘Me hubiera quedado en el inicio, sin saber lo que decían’”.

De esta manera, Styles concluyó: “Es maravilloso que las personas puedan identificarse con mi música”. Lo cierto es que el video oficial de Watermelon Sugar ya acumula 321 millones de reproducciones tan solo en YouTube y fue una de las más escuchadas a nivel mundial el pasado año. Incluso obtuvo la estatuilla como Mejor sencillo británico en los BRIT Awards, mientras que se alzó como Mejor interpretación vocal pop solista en los Premios Grammy.

+ ¿Qué significa Watermelon Sugar de Harry Styles?

En 2021, Harry Styles se encargó de dejar a un lado el misterio para comentar en un concierto el significado real de Watermelon Sugar. El cantante explicó frente a sus fanáticos en Nashville: “No importa de qué se trate la canción. El tema es sobre la dulzura de la vida”. Y concluyó con cierta ironía: “También se trata del orgasmo femenino, pero eso es totalmente diferente. No es realmente relevante”.